Gema Cortés

Soy Psicóloga Sanitaria licenciada en la Universidad Complutense de Madrid.

Colegiada en el Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid M-27140.

 

Actualmente en mi práctica clínica colaboro como psicóloga en el Centro Globaltya Psicólogos en Alcorcón, atendiendo tanto a adultos como a niños y adolescentes en las diferentes problemáticas que plantean, como dirigiendo talleres grupales.  Soy experto en  Técnicas Sugestivas, Relajación y Meditación. Utilizo una orientación integradora, trabajando con distintas metodologías y enfoques, tales como la Terapia de Aceptación y Compromiso, Cognitiva-Conductual, Humanista y Psicoanalítica.Gema Cortes - Globaltya Psicólogos

Al finalizar mi licenciatura en el área de Psicología Clínica decidí ampliar y mejorar mi formación con un Master teórico-práctico de Psicología Clínica y de la Salud en la UCM, donde he tenido la oportunidad de trabajar como psicóloga individual y grupal en distintos centros e instituciones públicas y privadas.

Después de varios años de práctica profesional observé que necesitaba un enfoque más integral, por lo que comencé a trabajar con terapias de tercera generación, en concreto Terapia de Aceptación y Compromiso. Desde este enfoque se practica Mindfulnessestrategias meditativas y empleo de la Hipnosis como herramientas para modificar patrones de sufrimiento de los pacientes. Para ello realicé formación de MBSR en la UCM y formación especializada en Yoga y Meditación integral en la escuela de Yoga integral Mahashakti. Desde entonces mis terapias individuales y grupales se han tornado más profundas y eficaces:

Profesora yoga para niños y adolescentes. Escuela Mahashakti.

Formación fundamentada en la educación integral la cual tiene en cuenta aspectos necesarios para el buen desarrollo del menor en crecimiento. Me decidí por esta formación ya que me permite no sólo intervenir, también, más importante aún si cabe, prevenir problemáticas futuras desde una temprana edad trabajando la parte física, emocional y mental de los menores.

-Profesora de yoga y meditación integral. Escuela Mahashakti.

Con ánimo de fundir mis conocimientos de psicóloga sanitaria con los beneficios que disciplinas orientales como el yoga y la meditación están demostrando a pasos agigantados que tienen sobre la salud física y psicológica de quienes lo practican decidí embarcarme en este proyecto de dos años de intensa formación. El resultado ha salpicado de lleno mi trabajo en Globaltya, donde los talleres de Mindfulness que llevo a cabo se han enriquecido de la sabiduría de esta disciplina, siendo las clases más completas y satisfactorias para nuestros pacientes.

-Programa para preparación a la maternidad/paternidad consciente basado en mindfulness (MBCP). Centro Nirakara.

Interesada de nuevo, por los avances más novedosos en la aplicación de mindfulness realizo este curso enfocado de forma especializada para asistir a madres y padres que se embarcan en el difícil proyecto crear una familia. Una formación preciosa para aprender habilidades minfulness a la hora de trabajar con el estrés, dolor y el miedo inherentes a este proceso.

________________________________________________________________

Como Psicóloga de adultos, mi experiencia se ha nutrido desde el ámbito más clínico y hospitalario, al ámbito de las asociaciones y fundaciones:

  • Terapia breve estratégica. FOCAD.
  • Unidad Clínica de Psicología Clínica de la Universidad Complutense de Madrid.
  • Hospital Gómez Ulla, consultas externas y unidad de ingresos.
  • Asociación ALUSAMEN, que lucha por la salud mental y el cambio social.

Como Psicóloga de niños y adolescentes:

  • Experto en Psicoterapia Psicodramática con niños y adolescentes. Asociación para el Estudio de la Psicoterapia y el Psicodrama. Actualmente.
  • Unidad Clínica de Psicología Clínica de la Universidad Complutense de Madrid.
  • Colegio Rayuela de Villanueva del Pardillo, como psicóloga evaluadora y orientadora.

Como Psicóloga de Parejas:

  •  Especialización como Terapeuta de Pareja en el Colegio Oficial de Psicólogos de Madrid: un enfoque integral donde poder atender a las parejas que demandan mis servicios en la clínica.
  • Unidad Clínica de Psicología Clínica de la Universidad Complutense de Madrid.

Como Psicóloga de Intervención Familiar:

  • Programa de adolescentes que agreden a sus padres en la UCM.
  • Fundación ANAR de ayuda a los menores y familias en riesgo de exclusión.
  • Intervenciones domiciliarias en unidad familiar con patología mental grave.

 

________________________________________________________________

Como Psicóloga Grupal mi experiencia se reparte entre la meditación a adultos y niños, intervención con adolescentes y el crecimiento personal:

________________________________________________________________

Como Psicóloga formadora he desarrollado y desarrollo talleres de diversa temática en varias instituciones:

  • Inteligencia emocional en el liderazgo en Cruz Roja Juventud.
  • Buenos hábitos de sueño y Rehabilitación cardiovascular en Hospital Gómez Ulla.
  • Habilidades sociales en Universidad Complutense de Madrid.
  • Afrontar el Duelo en la Casa del Mayor en Collado Villalba.
  • Programa de prevención de consumo de drogas en el Colegio Gerardo Diego.

Me apasiona la psicología en todo su conjunto, por lo que considero que es deber del profesional interesarse por toda la sabiduría que emana de cada enfoque. Sólo cuando uno hace ese esfuerzo es capaz de desarrollar una terapia adaptada al caso individual.

Por Gema Cortés, Psicóloga Sanitaria.

 

Contacta con nosotros

91 041 74 03 / 677 29 33 99/ 677 32 09 62

Si lo prefieres, déjanos tu teléfono y te llamaremos lo antes posible.

Nombre (requerido)

Correo electrónico (requerido)

Teléfono de contacto

Asunto

Mensaje

Acepto la Política de Privacidad

 

Nuestro gabinete se encuentra habilitado como Centro Sanitario por la Comunidad de Madrid con el número de registro sanitario CS13494

saludmadrid

Psicólogos en Alcorcon en Madrid | Psicólogos en Madrid Sur

4 Comments

AnonimoFebrero 14, 2017 at 1:51 pm

El proceso de terapia que hecho con mi terapeuta ha sido la mejor inversión que hecho en mi vida. Cuando decidí acudir y buscar ayuda. Me encontraba en una situación personal desastrosa. Totalmente desconectada de mi misma. No creía que una psicoterapia seria la luz que necesitaba ver. Un matrimonio tóxico con un esposo que me maltrataba y le tenía miedo. Quería dejar mi trabajo. Mi vida no tenía sentido, sentía que vivía y me movía por inercia. Ya no disfrutaba de la vida ni de estar a lado de mi familia. Mi casa era un infierno. Mi vida era un infierno y sin saber porque me pasaba todo eso que vivía y sentía.

Me deprimía el no poder tomar decisiones sabiendo que había cosas que me hacían daño. Me encerraba en mi casa. Estaba tan bloqueada que ni siquiera me permitía llorar. Tenía que ser fuerte a costa de mi salud. Salía con amigos a beber e intentar olvidar todo el infierno que vivía cada día. Y eso era peor. Muchos años viviendo así. Me sentía resignada a vivir. Mi baja autoestima me hizo rodearme de gente que sólo me hacía daño.

Cuando decidí hacer terapia no estaba segura si eso me ayudaría. Había leído muchos libros, pero no encontraba calma. En ese momento no veía nada más que dolor amargura ansiedad angustia en mi vida.

Pero fue sesión tras sesión con mi terapeuta que comencé a encontrar sentido de porque todas las cosas me pasaban. Y fue increíble darme cuenta de lo difícil y complicada que fue mi vida de niña..con una familia toxica y de padres tóxicos. Tuve mucho abandono y a raíz de eso muchas cosas horribles ocurrieron en mi vida y que ahora todo repercutía en mi presente. Muchas veces rota pero menos ciega comencé a reflexionar y encontrar el sentido de porque tantas decisiones erróneas en mi vida. Enfrentándome a miedos o traumas que vivían en mi cabeza por toda mi vida hasta ese momento.

Comencé a perdonar desde la comprensión a todas las personas que me hicieron daño. Comencé a permitirme llorar y calmarme.

Gracias a mi terapeuta y el feeling que hay entre las dos pude abrirme emocionalmente y sincerarme sin sentirme juzgada y más bien aliviada. Actualmente me siento bien, tranquila me siento en paz conmigo misma. Aún sigo trabajando en ello. Comencé a quererme a identificar mis emociones y ser consciente de ellas. Por fin me siento conectada conmigo misma. He tomado decisiones que nunca pensé llegar a hacerlas como divorciarme. Era algo que no podía ni pronunciarlo. Ahora disfruto de pasar con mi familia o con mis amigos. Me relaciono mejor con la gente. Ahora me gusta el trabajo que tengo. Digo lo que pienso sin enfadarme ni reprimirme.

Gracias al proceso de terapia siento que mi vida poco a poco va fluyendo que me da una tranquilidad que no lo había sentido antes sin tener miedos.

miniyoFebrero 23, 2017 at 2:32 pm

Mi hora de terapia es mi hora “zen” de la semana, desconecto y solo me centro en mí y como va funcionando mi cuerpo y aquellas pequeñas cosas que peor (o mejor ) me hacen sentir, me encanta la sensación de que te sepan escuchar y de algún modo u otro puedan entender cómo te sientes sobre cualquier tema, es algo a lo que a día de hoy estoy muy agradecida y aunque haya veces que no crea saber cómo desahogarme ese día o incluso que no me apetezca por mis diversos estados de ánimo sé que mi terapeuta me ayuda a sacar todo lo que puedo aquel día y a salir como una persona que respira un aire nuevo. Es una sensación única.
Solo puedo dar las gracias

Ana IsabelFebrero 27, 2017 at 7:30 pm

Un día te sientes eufórica y otro te levantas pensando que todo te sucede a ti. Un día la vida, mi vida, es maravillosa, otro llevo en la espalda un saco de culpa que no me deja pensar y veo el cielo lleno de nubarrones. Mi día a día era una montaña rusa de sentimientos con estados de inmensa felicidad y de repente profunda tristeza. Las cosas que pasaban, a mi alrededor, familia, amigos, trabajo… me afectaban hasta hacerme daño. Pero a la pregunta de, qué tal estás? Qué te ocurre? Siempre estaba bien y no me pasaba nada, hasta que un día en mi vorágine de sentimientos fui consciente de que no era normal, sí me pasaba algo, pero no sabía el qué, o quizá no quería aceptarlo. Mi marido, mis compañeros de trabajo, me dieron un toque cariñoso de atención… así no podía seguir y siendo consciente de ello, hablé con una amiga que había ido a terapia hacía algún tiempo y me recomendó ir a Globaltya. Cuando llamé para pedir cita no me salían las palabras, sólo podía llorar… y me dieron cita con Gema. Cuando llegué no sabía qué decir, por donde empezar y ella me comenzó a dirigirme hasta que empecé a hablar y hablar. Así comenzó mi terapia, mis horas semanales de desahogo, de tranquilidad y sosiego. De aprender a colocar mis ideas e identificar mis momentos de ogro, mis bacterias y mi cruz. Saber qué me está pasando en el momento en el que aparecen, pararme, darme cuenta y redirigirme.
Llegué con mis sentimientos, mis pensamientos enmarañados, quizá por lo arraigado y aprendido en mi vida, por todo lo que te condiciona y poco a poco voy tomando las riendas de ellos, sin dejar que me bloqueen, estoy aprendiendo a vivir con ellos, a mi lado, pero no sobre mi, aprendo a escucharlos, observarlos, pero sin que me condicionen. Aprendo a que mi pensamiento destructivo a futuro, mi no realidad presente, no bloquee mi día a día. Todo ello poco a poco, con ayuda de mi terapeuta, alguien que no me juzga, que no me dice las cosas que quiero oír, que no me compadece por lo mal que lo paso por cosas que no existen y sin embargo me enseña a ver la realidad de las cosas.
Creo que todos en algún momento de nuestra vida, debería hacer terapia. Yo me siento feliz y orgullosa, de haber dado el paso, de aceptar una evidencia y querer solucionarlo.

E.RAbril 6, 2017 at 4:31 pm

Llegue a la consulta de Gema con una gran mochila cargada a mis espaldas a rebosar de piedras que llevaba acumulando desde pequeña. Llegué totalmente hundida sin saber que hacer, ya no me entraban más piedras en esa mochila y del peso ya no podía caminar hacia adelante.
Yo me consideraba una persona luchadora, valiente, alegre pero justo habia aperecido una persona en mi vida que me había removido completamente.
Empezamos a trabajar, sobre todo a entender por qué mis comportamientos hacia determinadas situaciones eran de una manera u otra, comprendi que mi pasado me había enseñado a hacerlo a si, y por lo menos ahora aunque me siguen ocurriendo situaciones parecidas, las asumo por que las entiendo, me perdono y sobre todo intento cambiarlo y si no ser consecuente con mi decisión, liberando una gran carga de mi mochila.
Por otro lado, en la forma que había aprendido a a querer a las personas que elegia tener como compañeros, y a quien elegia y eligo. Aunque sigo trabajando mucho sobre esto, ahora me quiero más y me hago querer más. Mi autoestima ha mejorado mucho y entiendo que hay actuaciones de los otros que no dependen de mi, que es porque la otra persona es así y yo no tengo la culpa de sus actos.
Siguen apareciendo piedras, pero se que cada semana tengo mi espacio, que casi nadie conoce, donde esta mi psicóloga que me ayuda a entender porque he cogido esa piedra y muchas veces me voy sin ella!!!
Muchas gracias Gema por ser mi guía, por haberme ayudado tanto y poder volver a caminar sin tanto peso!!!

 Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Contacto

c/ Princesa Doña Sofía 5, 28924 Alcorcón.

Lunes a viernes de 11 a 21h, sábados de 11 a 14h.
info@globaltyapsicologos.com
  677 293 399 / 677 320 962 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies